sábado, 3 de agosto de 2013

Una nueva luz en el cielo

Hoy nos despertamos con una mala noticia, con una entrada que no nos gustaría publicar.
Nuestra hermana Soledad Calderón ha fallecido en el día de ayer. Quizás no es correcto dedicarle una entrada a ella, y deberíamos hacer lo mismo con todos los hermanos que fallecen, pero Sole era una persona especial, conocida en toda la ciudad por las saetas que dedicaba desde su corazón a las imagenes de su devoción. Gran amiga, gran persona y grandisima cofrade.  Sole, allá donde estés, tu Jesús de la Pasión seguro que te ha recibido con los brazos abiertos. Ahora estás con Él, pero seguirás estando presente en la Hermandad Dominicana, cada día, cada festividad y cada Madrugada estarás con nosotros.
Se apaga una luz importante de nuestras filas, pero se enciende la mayor de las voces saeteras para cantarle cara a cara a Jesús de la Pasión. D.E.P
Quisiera ser saetero
para hacerte una saeta
y en ella mandarte entero
mi corazón de poeta

4 comentarios:

  1. que bonito¡ Yo no la conoci pero se lo merecerá de fijo¡ Que Dios la tenga en Su Gloria DEP

    ResponderEliminar
  2. Que pena! Vamos a echar de menos sus saetas
    Mi pesame para familia y amigos

    ResponderEliminar
  3. Me acabo de enterar de su fallecimiento, era una amiga y de las buenas. Descanse en paz y mi mas sentido pésame a la familia.

    ResponderEliminar
  4. Me acabo de enterar de su fallecimiento, era una amiga y de las buenas. Descanse en paz y mi mas sentido pésame a la familia.

    ResponderEliminar