sábado, 12 de enero de 2013

La Hermandad Dominicana y la lluvia (II)

Hoy nos acercamos hasta el año 2005, en el que la lluvia tampoco quiso perderse nuestra Salida Penitencial.

Como ya ocurrió en el año 2002, la Madrugada se presentaba sin ningún riesgo de lluvia, y es ya de amanecida cuando hace acto de presencia.

La procesión partía de San Esteban de forma puntual, a las 5 de la madrugada.
Para la ocasión, Jesús de la Pasión estrenaba una túnica de sarga en color morado y sobre el monte de claveles del paso, se salpicaban flores en color morado.

La Virgen de la Esperanza también estaba de estreno, una bella saya blanca con ricos bordados florales en oro, plata y sedas de colores.

El tradicional encuentro de Jesús de la Pasión y la Piedad se producía en la Catedral en torno a las 6 de la mañana, donde cientos de personas estaban esperando este momento.
Poco después, ocurría lo mismo con el Cristo de la Buena Muerte, organizandose así la procesión de forma completa para seguir con el recorrido.


Al poco de amanecer, el cielo se iba cubriendo de nubes negras, nubes que descargaron su agua cuando Jesús de la Pasión pasaba por el Ayuntamiento y Buena Muerte empezaba a entrar en la Plaza Mayor.

Se acelera el paso, para llegar con ambos a los soportales de la Plaza Mayor, donde las dos imagenes son cubiertas por plásticos.
Lo mismo ocurre con la Piedad, cubierta por un plástico da la vuelta a la Plaza Mayor, para acabar bajo el arco con los otros dos pasos.

Por su parte, la Virgen de la Esperanza es resguardada en el Arco del Corrillo, donde se le coloca un plástico para cubrir su manto.

Pasan varios minutos, hasta que la Piedad decide tomar la Rúa para ir camino de la Catedral, quedando partida la procesion en dos.
Al poco tiempo, la lluvia da una tregua, y se decide continuar la procesión, a paso ligero para llegar cuanto antes a San Esteban, pero la lluvia vuelve a aparecer por San Pablo, lo que hace que tanto hermanos como los pasos continúen por el camino mas corto y con la mayor brevedad posible.


Jesús de la Pasión es el primero en entrar a la Iglesia, produciéndose un lamentable malentendido entre su Banda (AM La Expiracion) y la Hermandad, al ser la AM Santa Marta y Sagrada Cena la que pone la ultima marcha a la imagen, lo que ha llevado a no volver a ver desde entonces a la Expiracion poniendo sus sones a Jesús de la Pasión.


La Esperanza es la siguiente en entrar, sin entretenerse en saludos ni despedidas, y el Cristo de la Buena Muerte lo hace en ultimo lugar, cuando la lluvia ya había cesado.

2005, otro año destrozado por la lluvia

0 comentarios:

Publicar un comentario